Los créditos Empresariales

Los créditos empresariales son aquellos que se dan para establecer una venta directa a otra empresa, esto es que esa empresa es la que se encarga de vender al público. Este tipo de créditos es tan notorio que se podría decir que es bien difícil, que alguien pueda prescindir de este beneficio.

Trampa por la necesidadEn la realidad para mí no es ningún beneficio pero si se trata de una empresa, que tiene en sus bodegas mercadería que se están haciendo hueso y por ende, si alguien viene y me quiere comprar pero con los sabidos créditos, ¿Qué más puedo hacer? Salir de lo que tengo embodegado.

Es indudable que ninguna empresa que se dedica a la comercialización, va a comprar algo que sabe que no lo va a vender, eso es imposible. Todo almacén tiene gente que sabe de esto y si dicen que lo compren, puede deben hacerlo, además ellos están al tanto de las condiciones de compra.

Esto quiere decir que  lo compran a crédito bajo sus condiciones, porque lamentablemente el empresario que se dedica a fabricar, por la necesidad se somete a esta especie de ley, por esto aceptan que dicho crédito sea al tiempo que los compradores elijan.

Hace muchos años no se veía ese tipo de créditos porque todo era, toma y dame lo que se entiende como al contado. En estos negocios a mucho se usaba los pagaré o las letras de cambio como garantía de pago y cobro, Al pasar el tiempo las cosas fueron cambiando.

Todo empezó a raíz que la población aumentó y por tal las necesidades también, lo que no aumentaba era el valor de lo que se poseía como poder lo que se conoce como dinero. Ahora para poder cumplir con los clientes, debían tener un abasto de mercadería muy bueno.

Pero esto no se podía cumplir por la falta de dinero, para poder llenar las perchas para la venta, de paso como no había rotación de mercadería por la falta de dinero, nació los créditos empresariales. Claro que esta no fue la idea ya que debe haber sido solo por esa compra.

Los primeros créditos no pasaban de 15 días y debía ser pagado cumplida la fecha, esto causó una subida de las ventas a los almacenes de ese entonces y buenas ganancias. Esto fue algo que desató los cálculos y se dieron cuenta, que los fabricantes estaban dependiendo del dinero de los empresarios compradores.

Esto hizo que se ponga a prueba de, ¿Qué pasaría si piden 30 días? Así fue, cedieron a la primera presión de no compra y con esto, como las industrias nacían a cada momento y si tú, no me vendías bajo esta condición, otro venía y me vendía, así de simple.

Con esto creció la presión a su estilo de si me das yo te doy y con eso han llegado hasta 90 días, algo que lo veo por demás sinvergüenza. ¿Por qué llegan a tanta presión? Porque tienen el dinero que en la realidad le corresponde al productor o fabricante.

Esto es porque lo que el empresario fabricante invierte, que es en el momento para producir, al momento de vender debes esperar de 60 a 90 días para poder cobrar, es decir que el comprador jamás invierte su dinero sino el tuyo, esto es una actitud sinvergüenza.

Llegan al colmo que si llegas a cobrar ellos tranquilamente te pueden hacer regresar, con el cuento que no han firmado el cheque. Los créditos empresariales cogieron fuerza por razones de bodegas muy llenas, por esto muchas empresas pequeñas han quebrado por esperar recuperar su dinero.

Lo único bueno es que si pagan, al menos cuando fui víctima de ese grupo de empresarios, si cobré todas las facturas aunque cuando a ellos le daban la gana. Someterse a estos empresarios en momentos en que recién empiezan, mejor retírense a tiempo y dedíquese a otra cosa que es más sano. Ellos le harán quebrar en menos de 6 meses a menos que tenga mucho dinero y pueda esperar, adelante.


Si tienes alguna pregunta, has tu consulta por medio de un comentario que será respondido inmediatamente



Suscríbete a mi blog

Los créditos Empresariales was last modified: Diciembre 2nd, 2016 by Roberto

Leave a Reply