El trabajador no es amigo

Todo empresario debe saber que el trabajador no es amigo y más porque muchos no saben distinguir la confianza con la amistad, por esta razón es que debe haber un linea divisoria entre el trabajador y el empresario. El trabajador o empleado por lo general tiene una forma de pensar muy diferente.

Es trabajadorEl empresario por su parte piensa que todo trabajador está para él cuando el quiera y por tal razón, asume que todo se mueve bajo su voluntad y no del empleado. En esto no le veo nada de malo ya que esas son prebendas de la posición empresarial.

Ahora, ¿Qué pasa cuando un empresario coge a un trabajador y lo tiene bajo su mando y lo trata bien? Por lo general así debe ser pero el trabajador en muchos casos llega a pensar: “Mi jefe es mi amigo” todo estaría bien si eso quedaría solo como un comentario de momento.

Lamentablemente no sucede así, esto se llega tomar forma con el tiempo porque el empresario comete el error de llevarlo a todas partes, incluso hasta su casa. Legalmente esto es un abuso de poder pero es aceptado por casi todos, de ahí que viene la mala interpretación del trabajador.

Esto es totalmente peligroso porque el trabajador que ha mal interpretado toda la acción del empresario, al darse cuenta de que no hay nada de amistad, solo un trabajador más que ha servido con sobre tiempo, este se resiente en el alma, claro que no sucede con todos porque muchos aceptan el ser servidores de sus patrones.

El empresario debe mantener siempre presente que debe por costumbre hablarle al trabajador como lo que es, en ningún momento debe hacer entender aunque sin mala intención que el trabajador es de confianza, la confianza está por sentada en el momento en que lo escoge.

Por ningún momento se le debe decir al empleado que lo escoge porque le cae bien o porque lo considera mejor que los demás, solo es un trabajador y debe quedar así. De esta forma no hay malos entendidos, otra cosa muy importante, si entra en su casa, jamás debe sentarse en la mesa del comedor justo al empresario.

Esta acción es un arma de doble filo y por lo general se termina cortando el trabajador, jamás el empresario pierde aunque esté equivocado y eso debe estar presente de parte y parte. Si en algún momento el empresario acepta que se ha equivocado y por tal le cuenta al trabajador, debe atenerse a las consecuencias.

El trabajador no es amigo porque debe ocupar su puesto así le den la confianza que sea, aunque esto tenga que ser ocuparse de cosas personales del jefe, ya que en este caso llega a ser sordo, mudo y hasta ciego al menos debe tener en cuenta, que a cualquier persona se le confía tanto.

Hay casos en que si se ha llegado a formar parte de una amistad media especial pero, nunca deja de ser un trabajador y por tal es aspirante a ocupar algún puesto y esto es cuando el trabajador, nunca cruzó el límite que inconscientemente se lo impusieron, es decir, hubo respeto. Recuerden, el trabajador no es amigo.


Si tienes alguna pregunta, has tu consulta por medio de un comentario que será respondido inmediatamente



Suscríbete a mi blog

El trabajador no es amigo was last modified: Diciembre 2nd, 2016 by Roberto

Leave a Reply